Varios países de la región respaldan retiro de Venezuela de la OEA


Venezuela inició los procedimientos para retirarse de la Organización de Estados Americanos (OEA), un trámite que se consumará en unos dos años. Primeros ministros de Antigua y Barbuda, San Cristóbal y Nieves y el secretario del ALBA-TCP consideran que el anuncio de Venezuela de iniciar el proceso de denuncia de la Carta de la OEA y su retiro definitivo del Sistema Interamericano es una decisión soberana e histórica en defensa de su independencia.

El ALBA-TCP rechazó las acciones intervencionistas lideradas por el Secretario General de la OEA, Luis Almagro, en el seno de este organismo internacional que tienen como fin desconocer la constitucionalidad y la soberanía de Venezuela.

En ese sentido, los países miembros del ALBA-TCP saludan la convocatoria de una Reunión Extraordinaria de Ministros de Relaciones Exteriores de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), el próximo 02 de Mayo en la ciudad de San Salvador, El Salvador.

El primer ministro de Antigua y Barbuda, Gaston Browne, dijo que el retiro de Venezuela es un paso necesario considerando las circunstancias actuales donde no se está respetando el principio de la Carta de la OEA, sino interferir en sus asuntos internos.

"Debo admitir que no me gusta su comportamiento, creo que ha ido demasiado lejos con su injerencia en los asuntos internos de Venezuela y debe entender que es el secretario general de la OEA, no el colonizador de Venezuela".

Browne también dijo que es desafortunado que Venezuela salga porque es uno de los países más significativos en el hemisferio y es bueno tenerlo como miembro de la OEA y aunque esté saliendo este asunto puede resolverse y convertirse en un reingreso urgente.

Por su parte, el Primer Ministro de San Cristóbal y Nieves, Timothy Harris, aboga por el respeto a los diferentes modelos democracia.